martes, 19 de febrero de 2019

ENSEÑANZAS DEL PARO Y BLOQUEO MAGISTERIAL DE VÍAS FÉRREAS EN MICHOACÁN

Razón y fuerza del magisterio organizado de Michoacán
Enrique Ávila Carrillo,
Periódico El Zenzontle:
febrero de 2019.
Los maestros de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) se retiraron el 31 de enero de las vías férreas de Michoacán que mantenían tomadas hace 17 días. Las vías liberadas fueron las de Lázaro Cárdenas, seguido de Pátzcuaro, La Piedad, Nueva Italia y Maravatío. Sin embargo retomaron algunas como las de Lázaro Cárdenas y Yurécuaro, donde las asambleas regionales exigen una solución completa de los gobiernos al pospuesto pago de salarios, bonos y condiciones de trabajo  educativo.
Los maestros mantienen plantones y piquetes en oficinas del gobierno estatal, pues los resultados en la mesa de negociación con autoridades federales y estatales en la Ciudad de México son inciertos.
El secretario de educación Esteban Moctezuma, el gobernador de Michoacán Silvano Aureoles tras acusarse mutuamente del retraso en los pagos, y de sus formas de administrar los recursos para la educación, presionaron a la representación sindical, a Víctor Manuel Zavala de la Sección 18 de la CNTE, para que abandonaran el accionar que obligó a gobernantes a responder tras años y meses de peticiones, marchas, acciones en las calles y finalmente de bloqueos y plantones.
Los profesores, de no alcanzarse acuerdos favorables, reactivarán bloqueos en obediencia a sus asambleas democráticas.
La liberación de las vías muestra la disposición al diálogo, pero a la vez la reafirmación de la fuerza de las bases magisteriales para imponer a las empresas que usan las vías algo más que descontento: reconocer que no son discursos los que cambian la relación entre los movimientos sociales y el Estado y que el gobierno en turno tiene que elegir entre servir a empresas y a las componendas entre los niveles de gobierno o resolver demandas básicas de cumplimiento de pagos salariales y bonos que acumularon deudas sea por corrupción o por afán de crear una confrontación entre maestros y nuevo gobierno federal, cuando este se dice interesado en hacer otra reforma educativa y derogar la reforma punitiva que ha castigado a los trabajadores de la educación en todo el país.
Las razones del paro indefinido
Ante la negativa de resolver las demandas de los maestros y los engaños sistemáticos del gobierno estatal encabezado por el represor, corrupto y farsante Silvano Aureoles Conejo, el magisterio democrático michoacano de la sección 18 de la Coordinadora Nacional de los Trabajadores de la Educación (CNTE), decidió impulsar e intensificar la jornada de lucha en las 22 regiones del estado, con acciones políticas de masas que permitieran obtener resultados favorables.
Pasaron tres años de espera que le permitían al gobierno del estado reposicionarse a costa del salario, el robo de bonos, la retención indebida y anulación de préstamos, entre otros hechos.
Se dispusieron los maestros a realizar actividades combativas y consecuentes como: la toma de las vías férreas, toma de autopistas, toma de radiodifusoras y denuncias políticas con volantes, mítines, ruedas de prensa, plantones activos, etc., contra las arbitrariedades cometidas por los gobiernos en turno.
La toma de vías férreas, carreteras y casetas fue la forma de lucha principal que escandalizó a patrones, demostró la desvergüenza de Silvano por sus robos y engaños, mientras paseaba por Europa, y a forzar al gobierno federal a sentarse a una mesa a responder a todas las demandas.
La respuesta mediática y gubernamental
Si bien la base magisterial ha contado con el apoyo del pueblo en sus regiones, pues está enlazada por medio de brigadas con la población, a la vez, los medios comerciales, públicos y los que siguen la voz de los de arriba acusaron de todo tipo de falsos privilegios y radicalismos a los maestros y buscaron cuáles son los grupos “radicales” a reprimir porque “obstruyen las vías de comunicación federal”. Por momentos sirvieron a uno u otro nivel de gobierno, acallando la voz  del magisterio.
La contundencia de las acciones de las bases magisteriales abrió las puertas a una negociación que no admite tranzas, ni padrinos políticos.
Mientras sigan fortalecidas las asambleas, los secretarios de la sección y sus delegados obedecerán a la conciencia y fuerza acumulada en la base y se logrará que la cúpula de poderes obedezca a la razón, a la ley y a la fuerza del magisterio organizado.

No hay comentarios.: