martes, 26 de marzo de 2019

POR LA APARICIÓN CON VIDA DE TEODULFO TORRES SORIANO “El Tío”

A seis años de la Desaparición Forzada de Teodulfo Torres Soriano “El Tío”
Pronunciamiento.
El 24 de marzo de 2013 en la ciudad de México, se perpetró la Desaparición Forzada de Teodulfo Torres Soriano “El Tío” activista y defensor de las libertades, adherente a la Sexta Declaración de la Selva Lacandona. Hablar de la desaparición de “El Tío” es remontarnos al 1#DMx, a la toma de posesión del ex presidente Enrique Peña Nieto (léase continuidad del viejo régimen del PRI al poder), al inicio de una serie de eventos caracterizados por el uso indiscriminado de la fuerza contra la población a la realización de detenciones arbitrarias, así como la normalización de la tortura, la fabricación de cargos, la criminalización de la protesta social, por parte de agentes del Estado mexicano.
 La Desaparición Forzada de “El Tío” como consecuencia de la ejecución extrajudicial de Juan Francisco Kuykendall aquel primero de diciembre, ambos integrantes del movimiento social, anunciaba el banderazo de salida del terrorismo de Estado que vendría después con eventos como Tlatlaya, Tanhuato, Nochixtlan, 43 estudiantes de Ayotzinapa, por mencionar algunos indicadores en contra del movimiento social y organizaciones de derechos humanos como señal de que la represión se cometería a partir de entonces de manera selectiva, principalmente, para descabezar a las organizaciones sociales.
A seis años de la desaparición forzada de “El Tío” cuyo paradero o destino aún no ha sido determinado, como consecuencia de no efectuar visitas de documentación y verificación a instalaciones estatales o lugares determinados, incluyendo centros de privación de la libertad, la falta de celeridad y de seguimiento a las líneas de investigación por parte de las autoridades correspondientes que se empeñan en buscar a los perpetradores entre los compañeros, familiares o amigos y no en agentes del Estado mexicano como lo establece la ley en la materia, la falta de elaboración de planes de búsqueda en vida de la víctima, la insistencia de tres Agentes del Ministerio Público Federal en clasificar la investigación con el tipo penal de “Privación ilegal de la libertad” y no Desaparición Forzada como la documentación obliga, han provocado ausencia de resultados en la investigación y en la determinación de la suerte o paradero de “El Tío” y como consecuencia la falta de Verdad y Justicia.
Aplaudimos la reinstalación del Sistema Nacional de Búsqueda de personas y el compromiso por parte del representante del Estado mexicano para atender de manera urgente la identificación de más de 26 mil cadáveres que están localizables, sin embargo y apelando a la voluntad política que está mostrando, le recordamos que “el derecho más importante de una persona desaparecida es el de la búsqueda y recuperación”. Las autoridades que conocen del caso tienen el deber de presumir que Teodulfo Torres Soriano, “El Tío” se encuentra con vida hasta que se determine su suerte. Por ello pedimos para el caso que nos ocupa un plan de búsqueda de acuerdo a lo que establece la Convención Interamericana sobre Desaparición Forzada de Personas (adoptada en Belém do Pará, Brasil, el 9 de junio de 1994, en el vigésimo cuarto periodo ordinario de sesiones de la Asamblea General) en su Artículo X.- En ningún caso podrán invocarse circunstancias excepcionales, […] a todo lugar donde haya motivos para creer que se puede encontrar la persona desaparecida, incluso lugares sujetos a la jurisdicción militar.
¡Por nuestro derecho a no ser víctimas de desaparición forzada!
¡Verdad y Justicia para “El Tío”!
¡Para nosot@rs siempre es 26!
Familiares, compañer@s y amig@s de “El Tío”
“Luchamos por el miedo a morir la muerte del olvido”.

No hay comentarios.: