miércoles, 10 de abril de 2019

COMUNICADO DEL CIPOG-EZ. A 100 AÑOS DEL ASESINATO DEL GENERAL EMILIANO ZAPATA

Comunicado del Concejo Indígena y Popular de Guerrero-Emiliano Zapata
Congreso Nacional Indígena:
10 de abril de 2019.
A cien años del asesinato del General Emiliano Zapata.
¡Seguimos luchando por Tierra, Libertad y Justicia!
A los campesinos de Guerrero y de México,
Al Pueblo de México,
Al Ejercito Zapatista de Liberación Nacional,
Al Congreso Nacional Indígena,
Al Concejo Indígena de Gobierno,
A la Sexta Nacional e Internacional,
A los medios libres, autónomos o como se llamen:

“Quinientos años después, doscientos años después, cien años después”
Hoy nosotros y nosotras, niños, niñas, abuelos y abuelas, hombres y mujeres, integrantes del Concejo Indígena y Popular de Guerrero–Emiliano Zapata, estamos aquí, para decirles que seguimos manteniendo en alto los principios y la dignidad de los que pelearon por las tierras de los pueblos originarios. Estamos aquí, para compartir nuestros pensamientos a cien años del asesinato del General en Jefe del Ejército Libertador Salazar.
Los pueblos indios de México somos herederos de históricos procesos de resistencia frente a la guerra de conquista y despojo de nuestros territorios. En la segunda mitad del siglo Dieciocho y durante el siglo Diecinueve, enfrentamos uno de los más salvajes ciclos de políticas, leyes y campañas militares contra nuestros territorios, y contra la propiedad comunal.
El zapatismo como fuerza popular autoorganizada, con capacidad militar, calidad moral y políticamente independiente, terminó de nacer en noviembre de 1911 con el Plan de Ayala como bandera de lucha. Este esfuerzo dejó enseñanzas importantes al México de abajo, al México indígena, la experiencia zapatista en Morelos (1911-1919), expropió tierras e industrias permitiendo la reconstitución de los territorios y la construcción de otra forma de hacer política. El zapatismo no reivindicaba la lucha por la tierra de manera aislada, su lucha era por el territorio y por la autonomía de los pueblos.
Si bien el artículo 27 constitucional de 1917 puede considerarse una conquista de las luchas campesinas que abrió el camino para la recuperación de tierras a lo largo del siglo veinte, los pueblos indios nunca fuimos reconocidos como sujetos de derecho público más allá del derecho agrario; ni nuestros territorios ni nuestra autonomía fueron respetadas. Las agresiones contra nuestros territorios y formas de gobierno indígenas y campesinas nunca terminaron. Al contrario, se han ido acentuando, y el día de hoy vemos como se materializa [bajo un nuevo discurso] la continuidad de un ciclo de contrarreformas neoliberales, que comenzó de manera clara con la reforma al Artículo 27 Constitucional de 1992.

El zapatismo en Guerrero, lo sembró don Emiliano.
Hace 105 años el General en Jefe del Ejército Libertador del Sur, Emiliano Zapata Salazar, tomó junto con miles de campesinos indígenas guerrerenses esta ciudad capital. La sublevación en Guerrero fue casi simultánea al levantamiento en Morelos. Los zapatistas guerrerenses, encabezados por Zapata, controlaron rápidamente el estado de Guerrero y en marzo de 1914 en la Junta de Tixtla, el General Jesús H. Salgado, originario de Teloloapan fue nombrado Gobernador del estado, quien conforme a su ideal zapatista aceptó, pero solo bajo el cargo de director del Gobierno Provisional.
Los abuelos bien que lo saben, que los zapatistas en Guerrero no pelearon para tener el poder. Nadie en la junta de Tixtla de 1914 impuso su pensamiento o dijo, yo quiero gobernar. Lucharon por una causa común, por el derecho colectivo para los pueblos.  Pensaron entonces los zapatistas de guerrero, como hoy seguimos pensando; que los indios, los pueblos originarios, los campesinos, los hombres y mujeres pobres de estas tierras, tenemos dignidad y buen corazón, y merecemos entonces tener tierra, libertad, justicia y paz.

Cien años después de la traición en Chinameca.
Por defender la vida, la tierra y la libertad traicionaron y asesinaron a nuestro general Emiliano Zapata, por defender la vida en contra de este sistema de muerte nos están dividiendo, nos están traicionando, y nos están matando, en pleno siglo Veintiuno. Así asesinaron a Gustavo Cruz Mendoza del CIPO-RFM en Oaxaca el pasado 28 de Enero, así asesinaron a Samir Flores Soberanes, integrante del Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra y Agua de Morelos, Puebla y Tlaxcala, el pasado 20 de Febrero. Así han asesinado a periodistas, luchadores sociales y defensores de los derechos humanos, mientras el mal gobierno nos llama “Radicales de izquierda” y “Conservadores”, de nuevo la descalificación y la guerra mediática en nuestra contra, para justificar los viles asesinatos.
General: Los pueblos indígenas y zapatistas en Guerrero seguimos en pie de lucha por Tierra, Libertad y Justicia. A pesar de que los malos gobiernos nos siguen traicionando y nos asesinan por defender nuestras tierras, por luchar para tener trabajo, para tener una tierra que nos alimente y nos proteja, una vivienda digna, luchamos para que no falte la alimentación en nuestras comunidades, para que se garantice nuestra salud, para que tengamos una educación integral y de acuerdo a nuestras culturas. También para tener independencia de los partidos políticos y de los intereses del capitalismo nacional y extranjero, luchamos para tener la libertad de ser quienes somos, de vestir, cantar y rezar según nuestros modos, para seguir ejerciendo nuestra democracia directa, autonomía o usos y costumbres; donde el pueblo mande y el gobierno obedezca y por construir nuestras propias instituciones de seguridad y justicia, exigiendo siempre el respeto a nuestra libre determinación.
General: Hoy a cien años de su cobarde asesinato aquí estamos presentes, para decirle que su vida y su ejemplo nos dan la fuerza para seguir, para no rendirnos, para no claudicar y para no vendernos. Porque en nuestro estado de Guerrero vivimos y enfrentamos día con día la  fabricación de delitos contra luchadores sociales, el hostigamiento a nuestras organizaciones, el desplazamiento forzado de nuestras comunidades, el hambre y la miseria de siempre y como siempre, la injusticia más feroz contra los pobres, el reinado del dinero y el poder de las empresas mineras, la desaparición forzada de miles de hombres, mujeres y jóvenes, la guerra mediática y psicológica para confundir a la sociedad, y justificar la represión y los asesinatos de las y los defensores de la tierra y el territorio.
General: Este 10 de Abril del 2019 celebramos el onceavo aniversario del nacimiento de nuestra organización como pueblos, la cual lleva su nombre y con él, los principios y la lucha que defendió hasta su muerte. El CIPOG-EZ nació en el año 2008 y es la casa donde nos hemos acompañado como pueblos indígenas de Guerrero, en esta larga trayectoria de resistencia ante las embestidas del sistema capitalista, que busca destruir nuestro tejido social y acabarnos como pueblos.
General: Los pueblos indígenas de Guerreo aquí seguimos caminando también en la casa de todos los pueblos indígenas de México, que es el Congreso Nacional Indígena y desde aquí también mandamos un saludo y reafirmamos nuestra solidaridad y respeto al Ejercito Zapatista de Liberación Nacional, quienes con su ejemplo continúan abriendo el camino para la autonomía de nuestros pueblos.
¡Nunca más un México sin nosotros!
¡Arrancaron nuestros frutos, cortaron nuestras ramas, quemaron nuestro tronco, pero no pudieron matar nuestras raíces!
Concejo Indígena y Popular de Guerrero-Emiliano Zapata (CIPOG-EZ)
CNI-Guerrero
10 de Abril del 2019

No hay comentarios.: