viernes, 10 de mayo de 2019

CHIAPAS: PRESOS INDÍGENAS EN HUELGA DE HAMBRE EXIGEN JUSTICIA, VERDAD Y LIBERTAD

A casi 60 días de haber empezado la huelga de hambre, no hay respuesta a las demandas de los presos políticos en Chiapas
Grupo de Trabajo “No Estamos Todxs”,
Publicado originalmente en Grupo de Trabajo «No estamos todxs»:
Desinformémonos:
VER VIDEO:
Sobre el proceso de las mesas de diálogo
10 de mayo de 2019.
Inicio de la huelga de hambre
El pasado 15 de marzo del presente año, 6 compañeros recluidos en diferentes penales del Estado de Chiapas anuncian el inicio de una huelga de hambre en exigencia de justicia y su libertad inmediata e incondicional.
Sus nombres son: Adrián Gómez Jiménez y Juan de la Cruz Ruíz recluidos en el CERSS Nº 5 de San Cristóbal de las Casas pertenecientes a la organización La Voz de Indígenas en Resistencia; Abraham López Montejo y Germán López Montejo recluidos en el CERSS Nº 14 de Cintalapa de Figueroa pertenecientes a la organización La Voz Verdadera del Amate; Marcelino Ruíz Gómez y Baldemar Gómez Hernández recluidos en el CERSS Nº 10 de Comitán de Domínguez pertenecientes a la organización Viniketik en Resistencia.
En los días posteriores a esta acción legitima de expresión de resistencia en la lucha por su libertad, otros compañeros presos se sumaron a este acto declarándose presos en lucha. Es decir, apoyando, difundiendo y siendo parte activa de esta actuación dentro de sus propios centros de internamiento. A algunos de ellos, debido a sus condiciones de salud o aislamiento, les era imposible realizar una acción tan extrema como esta, ya que eso suponía un grave riesgo a su vida e integridad en un muy breve periodo de tiempo.
A los tres días del inicio de la huelga de hambre, siete personas más recluidas en el CERSS Nº 5 de San Cristóbal de las Casas, pertenecientes a la organización Solidarios de la Voz del Amate, deciden emprender una huelga de hambre indefinida en solidaridad con la que iniciaron los 6 compañeros anteriormente mencionados, y también con la exigencia de su libertad.
Demandas implícitas a la huelga de hambre
Desde esa fecha ellos, sus familiares y amigxs, personas expresas y diferentes organizaciones sociales y de Derechos Humanos no han cesado en el desarrollo de actividades de difusión, acompañamiento y denuncia, sumándose a las mismas exigencias de esta lucha por su libertad y por la libertad.
También, dentro de esta acción de huelga de hambre, los compañeros presos, con sus denuncias y comunicados, han convertido esta batalla contra el encierro en una denuncia constante de las duras y difíciles condiciones de vida que la población reclusa en general tiene que enfrentar día con día dentro de los penales del Estado de Chiapas. La salud, el derecho al agua, la alimentación, el sistema de impartición de justicia y judicial, entre otros, han sido ejes constantes dentro de sus palabras de denuncias públicas.
Los procesos jurídicos de estas personas están plagados de irregularidades y graves violaciones a sus derechos humanos. Detenciones arbitrarias sin órdenes de aprehensión, vejaciones a la dignidad, fabricación de delitos, declaraciones arrancadas bajo tortura, falta de traductor, pérdida de expedientes, violación del derecho a una defensa adecuada, dilaciones de hasta 14 años en la obtención de sentencia, falta de presencia de la parte acusatoria, entre otras.
Y esto sólo sería una parte de los duros relatos de horror e injusticia que se esconden detrás de la realidad demoledora que han tenido que enfrentar los compañeros presos desde el momento de su detención, y que siguen enfrentando a día de hoy. Familias rotas, historias de vida truncadas y graves afectaciones físicas, psicológicas y emocionales difícilmente reparables a nivel individual y familiar. Horror que es en sí mismo un disparate incapaz de romper la maraña entre víctimas y victimarios e incompetente para generar ningún proceso claro de justicia válida.
Primer proceso de diálogo con el gobierno
La digna lucha que se está realizando al interior de las prisiones con este proceso de huelga de hambre y resistencia, y todas las acciones emprendidas desde el exterior por las familias y grupos de apoyo a nivel nacional e internacional, forzaron al Gobierno del Estado a abrir un proceso de diálogo para estudiar y dar solución a las demandas de exigencia de libertad. Se realizaron 4 reuniones entre los días 20 y 29 de marzo.
Los ejes de inicio de este diálogo eran los siguientes:
·       La libertad de los presos: Revisión y estudio de los casos y expedientes.
·       Mejoras en las condiciones de los huelguistas (acabar con el aislamiento, tratos degradantes, amenazas y coacciones)
·       Investigación y documentación inmediata, eficaz y adecuada de los casos de denuncias de tortura.
Los familiares dan por finalizado este proceso de diálogo el 29 de marzo y realizan una rueda de prensa para comunicar su decisión. El argumento de ruptura de las familias está basado en la discriminación que sintieron por parte de los interlocutores de gobierno y la falta de interés real de dar solución a la exigencia de libertad.
La propuesta por parte de esta mesa de trasladar, de nueva cuenta, la actuación de la defensa a los abogados de oficio es regresar al laberinto de indefensión que los llevó a tener que tomar una acción tan extrema de huelga de hambre para alcanzar justicia y libertad. Si hasta ahora no han sido capaces de hacer una defensa adecuada, aunque se le ha reclamado en todo momento, los compañeros presos y las familias no tienen ningún tipo de confianza en que lo hagan, y que esto pueda ser una solución a sus exigencias. Sino más bien sospechan que pueda ser lo contrario: una estrategia de desgaste, silencio, e invisibilidad.
Ese mismo día, a dos semanas del inicio de la huelga de hambre, los compañeros presos en Comitán se costuran la boca como acto simbólico del silencio impuesto por el estado.
18 días habían pasado desde el inicio de la huelga de hambre y la salud de los compañeros huelguistas ya empezaba a sufrir un deterioro severo. En este tiempo de huelga tuvieron que enfrentar diferentes situaciones de agresiones, coacciones, aislamiento y amenazas. Y más allá de todo esto, nada había en el horizonte cercano que se viera como un avance en la voluntad real de dar atención y solución a este conflicto.
A partir de ese momento se hace la exigencia al Gobierno Estatal y Federal para que creara un espacio adecuado, con instancias competentes y con capacidad de decisión que pudiera atender de forma cabal las demandas de este proceso de lucha.
Segundo proceso de diálogo y acto de fe
El 10 de abril se inicia un nuevo proceso de diálogo con el Gobierno del Estado de Chiapas, en esta ocasión los funcionarios responsables de las decisiones finales y la interlocución son el Secretario de Gobernación Lic. Ismael Brito Mazariegos a nombre del Gobernador del Estado de Chiapas Lic. Rutilio Escandón Cadenas y el Director de Derechos Humanos del Gobierno del Estado de Chiapas Dr. Francisco Fernando Pérez Robles. También el Subsecretario de Gobierno en Chiapas Dr. Jorge Cruz Pineda.
En esta interlocución se asume el compromiso de dar una respuesta acorde a las demandas de la huelga de hambre y piden una muestra de buena voluntad para poder ejercer el trabajo de la revisión de expedientes sin “presión” adicional por parte de los huelguistas.
Ante esto, las personas presas en huelga de hambre deciden hacer un acto de confianza, o de fe, con este proceso de diálogo y resolución. Y así, dar ese tiempo al estado para la revisión de expedientes, dictar las sentencias faltantes, llevar los casos a la Mesa de Reconciliación y avanzar en la investigación en los casos de denuncia de tortura. Hasta ese momento son 20 compañeros los que componen este proceso de lucha, y simbólicamente son 20 días los que se dan a las personas responsables de esta mesa para dar una respuesta.
Su decisión, es seguir con su lucha en los espacios en los que están realizando su acción política, e ingerir alimentos cada tercer día. Estos alimentos serán los mínimos e indispensables para que su organismo tenga la capacidad de retornar a la huelga de hambre total en caso de que sus demandas no sean escuchadas.
Este plazo finaliza el día 13 de mayo y hasta el momento, más allá de la propia gestión administrativa del conflicto, no ha habido ningún avance en las respuestas concretas. Aludiendo a la carga de trabajo, al periodo vacacional, a la dificultad de agenda y a problemas de comunicación con otros agentes necesarios para los avances, han ido retardando los procesos y evitando dar respuestas concretas de la situación real de la evolución de los trámites para dar resolución al conflicto.
Durante este plazo todas las reuniones que se han realizado no han tenido una voluntad real de atender las demandas de libertad y justicia de los presos en lucha. Y más que un período de resolución ha sido un proceso de desgaste físico, económico y emocional para las familias y las personas presas. Ante esto, las personas presas, sus familiares, compañerxs y amigxs ven con recelo y preocupación la situación a la que, de nueva cuenta, les está llevando este proceso de diálogo con el estado.
Situación actual
A casi 60 días de haber empezado la huelga de hambre no hay respuesta a las demandas; no hay una revisión clara de los expedientes, no sólo desde una perspectiva jurídica, sino política y de vulneraciones a sus derechos humanos. No hay una respuesta clara a la investigación de la tortura, los expedientes que necesitaban de su sentencia siguen sin ella y no se tiene conocimiento de que ningún caso esté ya en la Mesa de Reconciliación.
El 2 de mayo se hace efectivo el traslado de los dos compañeros desde el CERSS 14 El Amate, al CERSS 5 de San Cristóbal de las Casas. Ese traslado es un derecho de toda persona presa que no puede ser considerado como un avance en un diálogo de este nivel.
Es decir, más allá del desgaste no hay nada que haga pensar en una salida que no sea la de la acción extrema de huelga de hambre en exigencia de justicia y libertad. Todo apunta a que la integridad, la salud, la seguridad, la vida de estas personas, al igual que su libertad, no es algo que esté en la agenda de los tiempos del gobierno. Los cambios, de los que tanto hacen alarde en sus discursos, parece que no coinciden con la realidad de sus actos y que la única alternativa en la búsqueda de la justicia es apostar la vida para tratar de conseguirla.
No sabemos cuál será la respuesta de los compañeros en lucha y en huelga de hambre ante otra falta de atención a sus demandas. Sabemos, porque así lo han comunicado que su intención es retornar a la huelga de hambre total, pero también en sus comunicados hablan de acciones más contundentes. Sus familias manifiestan la preocupación a que algo pueda llegar a pasarles y que esto tenga un desenlace más dramático. Pero también dicen que estarán al lado de los compañeros presos y que los acompañarán en todas y cada una de sus acciones, y decisiones.
LINKS DE INFORMACIÓN Y CONSULTA:
Presxs en lucha de Chiapas Inicia una huelga de hambre indefinida:
Audios de los compañeros presos comunicando el inicio de la huelga de hambre:
Denuncia desde el CERSS Nº14 el Amate:
Denuncia de las condiciones de salud desde el CERSS Nº 5 San Cristóbal:
Denuncia de falta de derecho al agua potable desde el CERSS Nº 5 San Cristóbal:
Denuncia de agresión desde el CERSS Nº10 Comitán:
Actualización a una semana de la huelga de hambre:
Denuncia del sistema de impartición de justicia desde el CERSS Nº 5 San Cristóbal:
Denuncia contra la mala alimentación desde el CERSS nº5 San Cristóbal:
Denuncia desde Denuncia desde el CERSS Nº14 el Amate:
Compañeros presos en Comitán se costuran la boca a dos semanas de la huelga de hambre:
Palabras de Juan y Adrián, compañeros presos en el Cereso 5, a 15 días de la huelga de hambre:
Denuncia de los compañeros en lucha de la Organización Viniketik en Resistencia por las agresiones y amenazas:
Palabra conjunta de familias, expresos y Grupo de Trabajo No Estamos Todxs a 18 días del inicio de la huelga de hambre:
Riesgo grave a la salud de nuestros compañeros en huelga de hambre en el CERSS#14:
Denuncia de la Voz de Indígenas en Resistencia – CERSS#5:
Los presos en lucha recluidos en Comitán piden al gobierno que escuche sus demandas. A 25 días de huelga de hambre:
Palabras de la conferencia de prensa – viernes 12 de abril:
Comunicado a 30 días del inicio de la huelga de hambre contra la injusticia:
Presos en lucha del CRSS 5 inician ayuno parcial por 20 días en espera de respuesta por parte de Secretaría de Gobernación:
Se descosen los labios e inician ayuno parcial presos en lucha del CRSS 10 frente a diálogos con la Mesa de Reconciliación:
Presos en lucha del CRSS14 inician ayuno parcial como acto de fe frente a mesa de diálogo con Secretaría de Gobernación:
17/04/19 Actualización de la situación de nuestros compañeros presos en lucha:
De la Huelga de Hambre en los penales de Chiapas, al Comité de la ONU Contra la Tortura:
Germán y Abraham López Montejo comunican su traslado al CERSS# 5:

No hay comentarios.: